El estado de internet hoy en día

Hace unos días, Business Insider publicaba un estudio sobre el estado de internet en la actualidad que me ha parecido muy interesante para compartir:

 

El Estado de Internet

 

Algunas conclusiones de este estudio:

 

  • Hay más de 2.000 millones de personas conectadas a internet, 1 de cada 3 personas en el mundo.
  • La publicidad online supone ya el 20% del total de la publicidad.
  • Los beneficios de la publicidad en prensa han caído a niveles de los años 50.
  • La televisión de pago está bajando y el video online está creciendo muy deprisa.
  • 1 de cada 7 personas en el mundo usa Facebook.
  • Se venden más smartphones que ordenadores personales.
  • Los móviles suponen ya el 12% del tráfico global de internet.
  • Las descargas de aplicaciones crecen a un ritmo frenético.
  • Android es la mayor plataforma móvil, pero Apple gana mucho más por sus aplicaciones.
  • El caso de Facebook en bolsa es algo común en compañías de crecimiento rápido.

 

 

Si te gustó el post, compártelo.

Tres ideas sobre el nuevo Samsung Galaxy S III

La presentación el pasado jueves del Samsung Galaxy S III deja claro que la compañía coreana ha tomado buena nota de cómo trabaja Apple. Alimentando el hype desde hace semanas, Samsung concentró a todos los medios del mundo para presentar su nuevo buque insignia. Sin entrar en valoraciones de si realmente estamos ante el mejor smartphone del mercado, sí hay unas cuantas conclusiones que podemos sacar.

  • Tendremos que esperar a la próxima generación para asistir a un nuevo salto de calidad en los smartphones android. Las características técnicas del S III son de lo mejor que hay ahora mismo: Procesador, pantalla, cámara, capacidad, sistema operativo… pero no hay nada novedoso que haga pensar que es el teléfono del futuro. Eso sí, no es el primero en nada, pero está entre los primeros en todo.
  • Aunque el hardware sigue siendo importante, ahora lo que diferencia es el software, y ahí es donde Samsung ha echado el resto. La nueva versión de la interfaz Touchwiz, el asistente por voz S-Voice, el software de Smart Stay y el Pop Up Play para multitarea, entre otras funcionalidades, son muchos avances para un solo terminal y la prueba de que Samsung ha querido que el Galaxy III esté más enfocado a la experiencia de usuario que a conseguir el superphone tope de gama. Ahí está su lema: Diseñado para personas.
  • De lo que no cabe duda es que estamos ante el smartphone del año, a la espera de ver qué hace Apple con el iPhone 5. Samsung capitaliza el éxito del Galaxy S II y del más reciente Galaxy Note para ofrecer un gran teléfono que además es un teléfono grande. Yo tengo el Galaxy Nexus que es casi idéntico en tamaño y no es un móvil que puedas agarrar con una sola mano. La excelente reputación que está consiguiendo Samsung con toda la línea Galaxy, hará que si del Galaxy II han vendido 20 millones de terminales, el Galaxy III pulverice ese record con toda seguridad. Hay muchos y muy buenos smartphones de muchas marcas, y decir que el Galaxy S III es el mejor sería muy exagerado, pero por prestaciones y por reputación, ahora mismo es el número 1.

 

 

El futuro es móvil e inteligente

Hace tiempo que no hablo de teléfonos móviles en el blog, y qué mejor ocasión para hacerlo que después del Mobile World Congress de Barcelona, celebrado la semana pasada. Pero no voy a hablar de las novedades presentadas en el MWC -que, dicho sea de paso, ni fueron tantas ni tan novedosas-, sino de un estudio dado a conocer por la consultora ComScore sobre telefonía móvil: 2012: Mobile Future in Focus. Este informe prueba ya, sin lugar a dudas, que los smartphones han dejado de ser una novedad tecnológica para convertirse en un gadget normal y corriente.

Así, a finales de 2011, había casi 18 millones de smartphones totalizando un 51% de los usuarios de telefonía móvil en España poseedores de un teléfono inteligente. Este índice de penetración, mayor que en otros países de nuestro entorno, se explica por la rápida adopción del smartphone en nuestro país. Desde septiembre de 2010, los smartphones superan a los móviles tradicionales como los más adquiridos por los consumidores españoles.

En cuanto a las marcas más potentes, en nuestro país Nokia sigue siendo el rey. No solo cuenta con un 40.7% del total del parque móvil español y un 51,7% del mercado del smartphone, sino que el sistema operativo Symbian es el más usado de España, haciendo correr al 40,4% de los smartphones españoles. Por detrás, viene pisando fuerte el sistema operativo Android con un 32,1%. A más distancia quedan el IOS de Apple (11, 5%), Blackberry (9,7%) y Windows para móviles (4,3%).

En el estudio, disponible al final de este post cortesía de la biblioteca virtual de EScomunicación, podréis consultar estas cifras, además de las globales referidas a Estados Unidos y los países de la Unión Europea elegidos para el mismo. Pero más allá de las cifras, lo importante son las conclusiones que extrae de ellas, como que la batalla entre sistemas operativos se va a convertir en 2012 en una guerra total, con Apple y Google como los contendientes que dominan en la mayoría de los mercados.

También hay que destacar tendencias como el crecimiento en el uso de aplicaciones por parte de los usuarios de telefonía móvil. Este ascenso se traduce en nuevas oportunidades de negocio tanto para empresas consolidadas como para start-ups que han basado su crecimiento multimillonario en apps para el móvil. El caso de Rovio y sus Angry Birds es el ejemplo más claro y conocido.

Las tablets también son objeto de estudio en el informe de ComScore, que destaca que se están convirtiendo en la cuarta pantalla de los hogares (tras la televisión, el PC y el smartphone). La adopción de las tablets está superando todos los records y para ello será clave en 2012 el aumento en la diversidad de tablets con precios más asequibles. Modelos como el Kindle Fire o el Nook Tablet, con precios asequibles y características competitivas, arropados por marcas grandes y establecidas, son el mejor ejemplo de la popularización de las tablets. Así y todo, Apple seguirá dominando el mercado y más cuando presente el iPad 3.

Y finalmente, quiero destacar una última conclusión del informe, y es que el auge en el uso de smartphones y tablets está transformando el cómo, el cuándo y el dónde consumimos contenidos. Entender cómo se comporta el ‘consumidor a través de múltiples dispositivos’, que el estudio denomina omnívoro digital, será algo esencial  para anunciantes, publicistas y medios de comunicación.

[scribd id=83801966 key=key-1qop99ujnkg0sy5swh86 mode=list]

En busca del tablet perdido 2: El regreso

Hace año y medio me plantee por primera vez comprar una tablet, aunque finalmente me decanté por un reproductor multimedia. Más tarde, compré el Kindle y con eso se suplieron mis ansías de leer, pero tras el esfuerzo de la campaña he decidido darme un homenaje y adquirir por fin una tablet. Al igual que entonces, el uso primario será para consumir contenido multimedia, tanto audio como vídeo y también comics. Como uso secundario servirá para escribir, tomar notas, y navegación casual, y con esas necesidades empecé a plantearme: ¿Qué tablet me compro?

Aunque sea la mejor tablet que puedas comprar hoy en día, el iPad quedaba descartado, por una cuestión económica primero, tiene unos precios que considero abusivos, y de gustos después, no me gusta el ecosistema de Apple. Entiendo que si se tiene un iPhone el paso siguiente es un iPad, pero como yo soy Android, voy a decantarme por las tablets Android. Hay muchas tablets Android, pero desde un principio me atrajeron las tablets de Asus, en un primer momento la Transformer.

Pero no terminó de engancharme, ya que en diseño no me terminaba de convencer. Aunque la combinación de tablet y teclado me pareció excelente e ideal para la utilidad de escribir que quería darle. Entonces vi la otra tablet de Asus, la Slider y esa ya sí pareció la opción definitiva.

Un diseño estupendo, un teclado integrado, una gran capacidad… la Slider lo tenía todo, pero una vez que me puse a indagar, no encontré un sitio donde me garantizaran que tuviera el teclado español con Ñ y me tiraba un poco para atrás el tema del peso total del conjunto. Añadimos a eso que no encontré muchas reseñas en los foros, con lo que no sabía si apostar por el Slider o esperar esa maravilla que será el Transformer Prime.

Pero lo que fui descubriendo sobre el Prime es que no llegaría a España posiblemente hasta después de Navidad y, francamente, no tenía ganas de esperar tanto. Y en estas estaba cuando encontré en Amazon, con un precio muy bueno, la Motorola Xoom.

Una de las niñas bonitas en cuanto a tablets al principio de año, con un precio bastante más razonable que entonces, con la última versión de Android, Honeycomb y el futuro Ice Cream Sandwich en el horizonte, con una serie de accesorios entre los que se encuentra un teclado inalámbrico perfecto para la función de escribir que también quiero darle. Así que no me lo he pensado más de dos veces, ya lo tengo encargado y teóricamente me llega mañana. Así que ya hablaré en un próximo post de la Xoom y todas sus posibilidades, que pienso exprimir al máximo.

Volvemos a la carga

Acaba agosto y comienza un otoño apasionante en todos los aspectos. En política, nos encontramos en medio de una reforma constitucional que está generando bastante polémica y que no es más que la antesala de la campaña de las elecciones generales. En tecnología, el mundillo está pendiente de cómo podrá Apple sobrevivir a la ausencia de Steve Jobs y de cómo se traducirá la compra de Motorola por parte de Google en teléfonos móviles en la siguiente hornada de teléfonos Android. Y en el ámbito del periodismo, entramos en una nueva temporada en la que la crisis continúa apretando a los medios de comunicación, obligados por la fragmentación del mercado y la constante caída de la inversión publicitario a reinventarse para sobrevivir.

Y todos estos cambios los iremos viendo aquí, en EScomunicación.

De smartphone a smartphone y tiro porque me toca

Hace un año, tenía mi HTC Hero recién adquirido y estaba encantado con el sistema Android y las posibilidades que ofrecen los smartphones para el periodismo. Hoy, mi HTC Hero descansa en su caja y es un HTC Desire el que me permite estar conectado permanentemente.

¿Y por qué no me he esperado un poco para conseguir un smartphone más moderno, tal y como pensé en su momento? Pues un poco por la impaciencia por tener un móvil capaz de soportar Froyo y Gingerbread, por tener dos prestaciones (flash LED y radio FM) que no tiene el Hero y que echaba mucho de menos y, finalmente, por que todos los móviles que han sido presentados en el MWC aún tardarán en llegar a España y con unos precios dos o tres veces superiores a lo que he pagado por el Desire. Eso sí, el tema de la batería no tiene remedio, pero por lo menos ya he llegado a una duración aceptable de dia y medio a dos días, conectándolo a la red sólo cuando lo necesito y apagándolo por las noches (algo que no hacía con un móvil desde hace mucho).Tener un smartphone y saber utilizar todas sus posibilidades va a ser prácticamente un requisito imprescindible en el periodismo del futuro. Habrá quien piense que eso nunca será así, ya que el buen periodismo no se puede hacer con herramientas deficientes, pero con ese argumento están despreciando unos artilugios que poco tienen que ver ya con un teléfono e ignorando todas las potencialidades que encierran para el periodista. Con un smartphone puedes producir foto, video, audio y texto y subirlo inmediatamente a la red, no hay otro aparato capaz de hacerlo que ocupe tan poco y sea tan asequible (esto último es matizable).

Como siempre ocurre ante los nuevos avances, hacen falta nuevas mentalidades, quien antes se adapte, antes podrá sobrevivir en un mundo, el del periodismo, que está en pleno proceso de reconversión y adaptación a las nuevas realidades. Digo esto porque ya ha pasado casi un año de mi análisis sobre el futuro de la prensa y es el momento de retomarlo para ver a dónde va el periodismo y cómo aprovechar el viaje…

Predicciones para el año que empieza (II): Internet y tecnología

Continuamos con el segundo post de predicciones para este 2011, dedicándonos hoy al mundo de internet y las nuevas tecnologías, con tres grandes apartados: el ascenso de las tablets, la llegada de los nuevos superteléfonos y la normalización de las redes sociales.

2011, el año que todos compramos una tablet

El 2010 fue el año en que las tablets se convirtieron en un objeto masivo de consumo, gracias a la llegada del iPad, el rey casi induscutido del sector, y en este 2011 llegará la explosión definitiva. Si el dispositivo de Apple vendió 14 millones durante el pasado año y su competidor más destacado, el Galaxy Tab, 1,5 millones, todo hace prever que este año las tablets vayan todavía a más, desplazando incluso a los netbooks. Gracias a Honeycomb, la versión 3.0 de Android diseñada especialmente para tablets, los aparatos que apuesten por este sistema operativo serán más estables y tendrán cada vez más funcionalidades.

Todos los fabricantes quieren apostar a este caballo ganador. El CES que se ha celebrado recientemente en Las Vegas ha mostrado muchos tablets, siendo el más destacado el Motorola Xoom, pero de aquí al verano vamos a ver cómo tablets de todo tipo y para todos los bolsillos inundan los comercios y las páginas web, intentado conseguir un trozo de este nuevo pastel. Y todo eso sin contar con la presentación del nuevo modelo de iPad, que se rumorea puede anunciarse el próximo mes. Yo mismo tengo intención de comprar una tablet, pero antes toca renovar mi smartphone…

No limits: De los smartphones a los superphones

Los smartphones actuales ya son auténticos ordenadores de bolsillo, pero es que lo que viene ya tiene que ser calificado de superphones, superteléfonos que sirven como reproductores multimedia, centrales de correo electrónico, consolas de videojuegos, gestores de redes sociales, discos duros conectados a la nube e incluso para hacer llamadas telefónicas. La palabra para ello es potencia: los nuevos procesadores de doble núcleo adaptados para móviles y las memorias más rápidas y eficientes van a permitir (crucemos los dedos) que la potencia necesaria para moverlos se traduzca también en mejoras sensibles de la batería, la gran tara de los smartphones.

No es ningún secreto que los smartphones es el segmento de la telefonía móvil que más crece, y la competencia entre Android, Apple y RIM va a ser feroz, aunque el sistema operativo de Google lleva las de ganar, con cada vez más fabricantes desarrollando dispositivos bajo Android. La variedad es el gancho para que todo el mundo consiga su teléfono inteligente, con terminales de pantallas de 4’5 pulgadas, aparatos preparados para aguantar las condiciones más duras, teléfonos que directamente son consolas… En el Mobile World Congress de Barcelona en febrero podremos ver muchos de estos dispositivos, y estaremos pendientes de la nueva versión del iPhone. Yo aún no he renovado mi teléfono, precisamente a la espera de estos nuevos superphones, ya os iré contando mi experiencia….

La normalización de las redes sociales

Finalmente, en 2011 vamos a asistir a la normalización de las redes sociales como instrumento de comunicación y relación entre personas, empresas, medios de comunicación y todo lo que puedas pensar. Facebook es el rey sin ninguna duda. No hay ninguna red que se le pueda comparar por penetración o número de usuarios, y los pocos que todavía no estuvieran conectados lo harán a lo largo del año. Si hace unos años en España incluso los menos avezados en internet sabían lo que era el messenger, Facebook va a sustituirlo, como se ha podido ver en estas fiestas, en las que los tradicionales SMS se han sustituido por mensajes en las redes sociales.

La otra gran red es Twitter, que para mí consiguió la mayoría de edad en nuestro país con la crisis de los controladores en el puente de diciembre y así lo escribí. Facebook todavía puede crecer, pero será Twitter la red que más crezca durante 2011 en España y en todo el mundo. Su rápidez, su facilidad de uso, su integración con smartphones y tablets, la posibilidad de seguir a los famosos y estrellas del deporte… todo ello hará que 2011 sea el año de la explosión de Twitter y el cómo afecte a nuestro modo de relacionarnos y consumir información será un tema recurrente en EScomunicación.

Pon un smartphone en tu vida

Ya nadie puede dudar que el mercado de los smartphones es el más pujante de la telefonía móvil. Bien sea un teléfono Android, una Blackberry o un iPhone, poseer un superteléfono con capacidades superiores a los ordenadores de hace una década está hoy al alcance de prácticamente todos.

Y como segmento competitivo que es, los smartphones van adquiriendo características que hasta poco eran impensables en un teléfono móvil. ¿Reproductor DivX integrado? Lo tenemos. ¿Una camára de 12 megapixels? La tenemos. ¿Una pantalla de 4’3 pulgadas? La tenemos. ¿Un procesador de doble núcleo? Lo tenemos. ¿Una PSP? También la tenemos.  Tenemos muchas cosas, pero el gran problema de todos los smartphones es la batería. Cuando saquen una nueva tecnología o un nuevo modelo que aguante más de un día de uso intensivo, entonces sí que podremos decir que los smartphones podrán ser adoptados por el grueso de la población.

Aun así, nos encontramos en una carrera armamentística entre las compañías que hace que la vida útil de los teléfonos se reduzca al máximo. Por ejemplo, mi HTC Hero tiene menos de un año y ya estoy decidido a cambiarlo por un HTC Desire, a no ser que el próximo Nexus S me convenza. Por eso pienso que, en no mucho tiempo, vamos a llegar a un punto que los usuarios se harten y empiecen a demandar otras cosas de sus smartphones. Una batería decente será el primer requisito y luego que sean teléfonos sólidos, o bien de batalla como el Motorola Defy o bien de un sólo cuerpo como el HTC Legend o el iPhone.

A partir de ahí, cada usuario elegirá el teléfono más adecuado a sus necesidades. No es lo mismo usarlo como cámara de fotos en todas las circunstancias posibles que utilizarlo preferentemente para gestionar tus emails, para jugar a todo lo jugable o para hacer tethering. Para cada usuario habrá un smartphone que cumpla sus requisitos…

…incluso para aquellos que sólo lo usen para hablar por teléfono.

Llega el Nexus Two

Parece que ya es oficial, el próximo 8 de noviembre, Samsung presentará el nuevo smartphone de Google, el Nexus Two. A la espera de ver cómo será el teléfono y cuáles son sus características, es interesante ver el cambio de Google en su estrategia y cómo han aprendido de los errores que tuvieron con el Nexus One.Si con el One, Google quiso controlar el proceso de venta, eliminando todo rastro del fabricante HTC y vendiéndolo ellos mismos en su web (con no mucho éxito), parece que con el Two apuestan por una colaboración más estrecha con la marca fabricante, Samsung, en este caso, ya que ha sido la propia Samsung quien convocó el evento de presentación. Si con el One, Google creó un poderoso teléfono que no se parecía a nada que hubiera entonces en el mercado, parece que con el Two no van a complicarse y adoptarán una versión evolucionada del superventas Samsung Galaxy S, que estrenará la versión 2.3 de Android, Gingerbread.

Finalmente, con el One Google pagó la «novatada» al meterse en un mercado que desconocía (problemas con la compra y la distribuciónquejas de consumidores que no sabían a qué servicio técnico dirigirse, fracaso de ventas en el mercado de Estados Unidos seguramente al haberse vinculado a la cuarta operadora…) y el resultado está a la vista. One no ha durado ni un año y aunque todo el mundo reconoce que es de los terminales más avanzados del mercado, nunca ha podido traducir ese potencial en ventas. Veremos como se porta el Nexus Two.

En busca del tablet perdido

La semana que viene es mi cumpleaños y para autoregalarme había pensado en comprarme una tablet. Gracias al iPad, se ha revitalizado el mercado de estos dispositivos, que son un interesante complemento para el uso doméstico, ocupando un nicho entre ordenadores personales y smartphones que hasta ahora era territorio de los portátiles.

En ese sentido, me planteé encontrar un dispositivo que me cubriera una serie de necesidades. En primer lugar, quería un reproductor multimedia para ponerme al día en mis series y películas, y para ello necesitaba la máxima compatibilidad. Como uso secundario, lo utilizaría de lector electrónico, tanto para libros como para comics, con lo que necesitaba una pantalla a color de cierta capacidad. Finalmente, sería usado para navegación ocasional por internet y aplicaciones ofimáticas, aunque consideraba ambos puntos como un extra.

Y aquí empecé a encontrar problemas. Partía de la base de que no quería un iPad, ya que me gusta enredar dentro del sistema y aprovechar mods externos cuando fuese necesario, así que me dediqué a mirar las tablets con sistema operativo android. Tras ver varios modelos asiáticos, como el Eken M001, desistí de ellos por la dificultad para comprar el aparato y los posibles problemas de garantía. Ello me llevó a fijarme en los aparatos de la marca francesa Archos, que tiene una gama de tablets bastante apetecible.

La Archos 5 me parecía demasiado pequeña y la Archos 9 no terminaba de convencerme, al correr bajo Windows y salirse bastante de mi presupuesto. La Archos 7 parecía la opción ideal, pero fue imposible encontrarla en Media Markt o Saturn y, francamente, empezaba a cansarme de buscar, a lo que se sumaba lo que iba viendo en foros sobre futuras tablets a aparecer en el mercado.

Y es que las tablets serán el regalo tech de estas navidades, no me cabe la menor duda. Pero tampoco anda la economía como para invertir en un aparato cuando de aquí a unos meses la oferta se va a multiplicar, así que me decidí por el Plan B, un reproductor multimedia portatil. Archos tiene el modelo 43 Vision, pero no encontré ninguna reseña del mismo, ni buena ni mala, así que no decidí jugarmela y probé con otro fabricante reconocido: Cowon.

Tras ver sus terminales, me decidí por el que aparece aquí arriba, el Cowon 02. Un reproductor compacto, de 4’3 pulgadas de pantalla, compatible con la mayoría de formatos de video y audio, con una buena batería y, lo más importante, que se podía comprar en España. A través de mundopdx.com me hice con él, y de un día para otro lo tenía en casa, y estoy encantado. Aunque no he podido explorarlo a fondo, sí me reproduce todo lo reproducible, es pequeño y manejable y me servirá para ponerme al día, así que es una buena compra, hasta que en navidad me decida por una tablet, cuando haya una oferta más consolidada.