Lo que un periodista debe saber para crear su marca personal

There''s Always One
Foto: Nickwheeleroz vía Flickr

Este año y los siguientes, las empresas periodísticas y los periodistas se van a enfrentar a muchos retos. Estamos en una época de cambio de paradigma que ha coincidido con una crisis económica y el resultado es un escenario convulso en el que nadie sabe qué va a pasar mañana. Las cifras de paro en la profesión no son nada alentadoras y, por eso, los profesionales de la comunicación deben hacer todo lo que esté en su mano para no convertirse en mano de obra no cualificada. El modo más sencillo de hacerlo es crear y desarrollar tu marca personal, y para ello hay cinco cosas que deberías saber:

  • Que nadie te engañe con el mito de que el periodista debe ser anónimo y la marca personal es una muestra de egocentrismo. Desde Mariano José de Larra a Pedro J. Ramírez, pasando por Matías Prats padre o Luís del Olmo, los periodistas siempre han usado la marca personal. La diferencia es que ahora pueden hacerlo todos, no sólo las grandes estrellas del periodismo y eso no es malo, al contrario.
  • En el mundillo periodístico, la competencia es feroz y los periodistas que quieran ser mano de obra cualificada deben aportar algo más. Tu marca personal será la mejor manera de establecerte como experto en tu propio campo de conocimiento, y te permitirá aportar algo más que tus competidores.
  • La especialización es otra forma de crear tu marca personal. Gracias a Internet, incluso del área más recóndita de conocimiento hay gente que quiere conocer cosas. Nunca pienses que lo que escribes no interesa a nadie, la teoría de la larga cola asegura que tu público te encontrará con el tiempo.
  • Para dar a conocer tu marca personal, no hay mejor manera que aprovechar las posibilidades de la web social. Despreciar las nuevas herramientas que te ofrece es un error, porque Twitter, Facebook, Linkedin, Foursquare, Tumblr, Flickr… son únicamente eso, herramientas. Si alguien se da un martillazo en el dedo al poner un clavo, no se le echa la culpa al martillo.
  • Precisamente por las posibilidades de la web social, la comunicación en el acto periodístico ya no puede ser unidireccional. Para cimentar tu marca personal, debes escuchar a tu público y conversar y compartir tus conocimientos con él. Incluso si recibes críticas debes verlas como algo positivo, porque nadie se molesta en criticar algo si no le importa. Y más importante aún, escribes para tu público, no para un ente abstracto; desde el momento en que empiecen a hablar contigo, no puedes retirarles la palabra.