Publicidad en internet: la búsqueda de un nuevo modelo

Uno de los nuevos retos de la red social es cómo afrontar el tema de la publicidad. Desde los primeros tiempos de Internet, en los que era prácticamente imposible conseguir anuncios, hasta la actualidad, en la que nos estamos encontrando ante algunas prácticas realmente agresivas de publicidad, la manera de hacer cosas ha cambiado mucho y más aún que cambiará en el futuro.

Al igual que en los medios offline, la publicidad es el elemento que determina la rentabilidad final de un medio de comunicación online. Las visitas no dan dinero, lo que da dinero es el anunciante que quiere vender su producto a esas visitas y las peculiaridades de la red como medio han obligado a crear nuevos formatos y nuevas maneras de contabilizar el retorno de los anuncios.

De esta forma, nos encontramos con conceptos desconocidos hasta hace relativamente poco, como banners, marketing viral, spam, o publicidad por clic además de nuevas profesiones estrechamente vinculadas con  el desarrollo de la red social, como el experto en SEO o el Community manager. Se puede afirmar, sin ningún género de duda, que la red será el soporte publicitario más importante del futuro cercano, el que tendrá las mayores audiencias y recibirá las mayores inversiones, por las evidentes ventajas que ofrece en cuanto a la cuantificación del retorno publicitario y la segmentación de targets.

De hecho, en España Internet es ya el tercer medio por inversión publicitaria. Con estos datos, no es de extrañar que ya empiece a haber disputas en torno a la medición digital de audiencias, lo que evidencia la necesidad de establecer cuanto antes un sistema estándar para regular un mercado que cada vez es más importante.

Y hay otra labor que queda en manos de los publicistas del futuro: encontrar un modelo de anuncio no intrusivo que satisfaga por igual a anunciantes y consumidores. Hoy en día, muchas páginas web son campos de minas virtuales en los que debes tener cuidado con el ratón para no desplegar publicidad no deseada, y los audios que te asaltan cuando te encuentras navegando son igualmente molestos, especialmente cuando tienes varias pestañas abiertas y no identificas de dónde viene el sonido. Los anuncios obligatorios antes de entrar a una página o el vídeo publicitario antes del vídeo que deseas ver son otros ejemplos de publicidad no deseada.

Cuando se consiga un modelo adecuado que aproveche las posibilidades multimedia de la red y, al mismo tiempo, respete a los consumidores que no quieren ser obligados a tragarse los anuncios, tendremos al fin una forma de publicidad que redefinirá por completo el negocio publicitario y la manera que tenemos hoy de entenderlo. Y quizás esté más cerca de lo que creemos…

Una respuesta a “Publicidad en internet: la búsqueda de un nuevo modelo”

Comentarios cerrados.